si te gustó un artículo, compártelo, mándalo a las redes sociales, twitter, facebook. Difundamos el conocimiento



viernes, 4 de julio de 2014

Estudio de psicología demuestra lo difícil que puede ser “no hacer nada”

Estudio de psicología demuestra lo difícil que puede ser "no hacer nada"


4 DE JULIO DE 2014, 00:46

Tienes dos opciones, esperar por 15 minutos a solas con tus pensamientos "sin hacer nada" o esperar el mismo tiempo y darte descargas eléctricas de vez en cuando. Si crees tener la respuesta obvia, este informe de psicología te sorprenderá.

 
TEMAS: CIENCIA

A través de estos interesantes estudios un equipo de psicólogos de la Universidad Virginia y Harvard encontraron que las personas, a las que se les indicaba que permanecieran quietos disfrutando su pensamientos, no lo conseguían. Incluso en una de las etapas del estudio existía la posibilidad de proporcionarse una pequeña descarga eléctrica y hubo quien prefirió esta alternativa que quedarse "sin hacer nada".

Dos tercios de los hombres y una cuarta parte de las mujeres del estudio se proporcionaron descargas eléctricas para mitigar la espera

El informe de psicología completo consta de 11 estudios que fueron publicados el día de hoy, en ellos encontraron que las personas detestan ponerse a pensar, lo más sorprendente es que los resultados fueron similares en personas de distintas edades, profesiones o incluso si usan o no smarthphones y redes sociales.

En la primera etapa de los estudios se realizó a estudiantes, se les ponía en habitaciones vacías con la indicación de solo pensar, sin dormirse, por periodos entre 6 y 15 minutos. En promedio manifestaron no disfrutar la experiencia, además de encontrar difícil poder concentrarse. Los psicólogos quisieron descartar que fuera la habitación la que produjera esta falta de concentración y llevaron a los estudiantes a habitaciones en sus hogares para obtener similares resultados.

Luego trataron con personas que no fueran estudiantes y ocurrió lo mismo. Las resultados son muy interesantes cuando llegaron a la etapa de los estudios en que dan a elegir entre no hacer "nada" o proporcionarse una pequeña descarga eléctrica. ¿Los resultados? Dos tercios de los hombres presionaron el botón y una cuarta parte de las mujeres. Incluso un hombre se proporcionó la descarga 190 veces.

La tendencia radica en una necesidad imperante de estar haciendo algo

Timoteo Wilson encargado del estudio, comentó que estos resultados son por el contrario de lo que se puede pensar, un reflejo de la vida moderna con dispositivos móviles y redes sociales, sino a una necesidad imperante de estar haciendo algo, sí, incluso autoadministrarse descargas eléctricas.

Es difícil imaginar cuántos de nosotros nos daríamos una descarga solo para pasar el rato, los sujetos del estudio lo probaron antes de entrar a la habitación a ponerse a pensar y dijeron que aunque les pagaran con ello no usarían las descargas, aún así algunos lo hicieron. Sin duda un gran ejemplo de las muchas cosas que fungen como descargas en la vida diaria para evitar ese terreno de los pensamientos o esa avidez de estar haciendo algo, lo que sea. Me gustaría saber si personas comunes que acostumbran a meditar arrojarían los mismos resultados.


Saludos
Rodrigo González Fernández
Diplomado en "Responsabilidad Social Empresarial" de la ONU
Diplomado en "Gestión del Conocimiento" de la ONU
Diplomado en Gerencia en Administracion Publica ONU
Diplomado en Coaching Ejecutivo ONU( 
  • PUEDES LEERNOS EN FACEBOOK
 
 
 
 CEL: 93934521
Santiago- Chile
Soliciten nuestros cursos de capacitación  y consultoría en GERENCIA ADMINISTRACION PUBLICA -LIDERAZGO -  GESTION DEL CONOCIMIENTO - RESPONSABILIDAD SOCIAL EMPRESARIAL – LOBBY – COACHING EMPRESARIAL-ENERGIAS RENOVABLES   ,  asesorías a nivel nacional e  internacional y están disponibles  para OTEC Y OTIC en Chile

lunes, 30 de junio de 2014

#INTELIGENCIAEMOCIONAL: La gestión de las emociones en las empresas ¿Ignorantes o tontos emocionales?


Cerebro y conciencia.

PD

La gestión de las emociones en las empresas

¿Ignorantes o tontos emocionales?

Carlos Alonso, 29 de junio de 2014 a las 20:08

Nadie puede distinguir algo que no conoce. De tal forma que como no nos han enseñado a captar, interpretar y gestionar lasemociones, todos somos de facto ignorantes en este sentido.

Y es que estamos hablando de algo que nos tendrían que haber explicado en el colegio, puesto que entender las emociones de los demás nos permite respetarlos y relacionarnos mejor con ellos, al tiempo nos permite hacerlo adecuadamente con nosotros mismos. Pero lo cierto es que aún hoy la mayoría aprendemos lo que son las emociones y su importancia a base de deambular por la vida.

David Goleman nos ayudó mucho a salir de esta ignorancia hace casi veinte años con su libro, Inteligencia Emocional, el cual rompió el mito existente hasta entonces de que los inteligentes eran los que tenía un coeficiente de inteligencia alto.

Y es que Goleman nos hizo ver que había personas inteligentes emocionales, que podían cosechar incluso mayores éxitos que las que tenían una mente especialmente privilegiadaen cuanto a capacidades generales se refiere.

Quiero con ello decir que hasta que no vino él y nos dijo que esto de las emociones es importante y que sería fundamental en el mundo del trabajo en el futuro, no nos pusimos las pilas para profundizar en ello adecuadamente, labor en la que todavía queda mucho por hacer.

Pero llegados a este punto, me atrevo a clasificar a las personas en dos grupos: los ignorantes emocionales y los tontos emocionales, siendo lo de los segundos algo de bastante peor diagnóstico.

Y es que los tontos emocionales son aquellos que sabiendo de la importancia e impacto de las emociones, no quieren gestionar las mismas o las gestionan perjudicando a los demás.

De este modo, los tontos emocionales son además tóxicos, puesto que hacen maniobrascon el fin de lograr que sus presas se sientan mal. Por lo que si un tonto ya de por sí es peligroso, éstos lo son aún más y conviene alejarse de ellos lo antes posible.

Por el contrario, los inteligentes emocionales dejan huella con mayor facilidad. Saben gestionar situaciones difíciles con la cintura necesaria. Y lo que es más importante, saben que si comprenden lo que les pasa a los demás, sabrán sacar lo mejor de ellos y ser más felices.

Pero en mi último libro, El síndrome de la oruga, hablo de la importancia de tener una vida con emociones positivas, a la que se llega desde la confianza en uno mismo y el diseño de retos atractivos.

Aspectos necesarios para dejar que nuestra vida fluya y que ésta no sea monótona. Por lo que a quienes quieran apuntarse a este atractivo carro de la emocionalidad, les recomiendo que empiecen por ahí.

En los próximos años, escuchar más, comunicar mejor y buscar personas comprometidas dejarán atrás una gestión de las empresas que en los últimos treinta años ha venido buscando la eficiencia desde el control, la optimización de los procesos y la innovación. Y en este nuevo paradigma, lo de liderar emocionalmente será clave.

Para acabar este fugaz repaso, no puedo olvidarme de aquellas personas que sin ninguna habilidad emocional todavía ocupan cargos relevantes en algunas compañías, sometiendo con galones de plastilina a su personal. Pero, esos, afortunadamente están en vías de extinción y se les cala rápido, ¿no creéis?

Fuente:

Saludos
Rodrigo González Fernández
Diplomado en "Responsabilidad Social Empresarial" de la ONU
Diplomado en "Gestión del Conocimiento" de la ONU
Diplomado en Gerencia en Administracion Publica ONU
Diplomado en Coaching Ejecutivo ONU( 
  • PUEDES LEERNOS EN FACEBOOK
 
 
 
 CEL: 93934521
Santiago- Chile
Soliciten nuestros cursos de capacitación  y consultoría en GERENCIA ADMINISTRACION PUBLICA -LIDERAZGO -  GESTION DEL CONOCIMIENTO - RESPONSABILIDAD SOCIAL EMPRESARIAL – LOBBY – COACHING EMPRESARIAL-ENERGIAS RENOVABLES   ,  asesorías a nivel nacional e  internacional y están disponibles  para OTEC Y OTIC en Chile

viernes, 27 de junio de 2014

Belén Castaño Corvo La inteligencia compartida, un sistema de relaciones entre seres concretos

La inteligencia compartida

  • Belén Castaño Corvo
Jueves, Junio 26, 2014 - 17:27

Uno de los objetivos prioritarios de las sociedades del siglo XXI es la buena convivencia.  En las comunidades indígenas esto se traduce con expresiones cercanas al buen vivir. Tanto uno como otro concepto llevan aparejados la armonía, la cordialidad, la capacidad para gestionar los conflictos que se van presentando y el disfrute de una vida que merece vivirse a fondo más allá de las dificultades que se presentan cotidianamente.

La convivencia se puede analizar desde diferentes ángulos: con uno mismo,  con los demás,  con la naturaleza y con ese ser trascendente al que denominamos Uno, Dios, Brahman, Tao, Mente por citar algunos. Desde otra perspectiva podríamos hablar de la convivencia íntima que es la que se establece en el ámbito cercano, con la familia, la pareja, los amigos o los compañeros de trabajo. Un segundo nivel es la política en el que se nos exige la práctica de virtudes cívicas que permite establecer ambientes de confianza. El tercer nivel tiene que ver con la convivencia con uno mismo de ahí la importancia que cobra la autoestima y junto a ella el trabajo interior que hemos de realizar para ordenar ese mundo interno que se desordena, casi continuamente, por los "afectos desordenados", la búsqueda de reconocimiento o las circunstancias externas que vulneran la propia vida.

Nos construimos a partir de los otros, del reconocimiento recíproco como señaló Adán en el Génesis "esta sí que es carne de mi carne  y hueso de mis huesos". El silencio, la escucha, el diálogo atento favorecen nuestra interacción con los otros. Junto a ello el ser humano se construye en la medida en que con decidido esfuerzo y tesón mira hacia adentro, con la seguridad de que ahí se encuentra el manantial de agua viva y hacia afuera, con la mirada del restaurador que toma en sus manos trozos de vasijas de barro para volver a la obra inicial. Nuestra vidas, las vidas de los otros, los que caminan a nuestro lado, los que se detienen en el apeadero de una vida sin sentido, horrorizados por la violencia doméstica, el crimen organizado, el hambre, las enfermedades terminales, los resentimientos.necesitan restaurarse, necesitan cobrar vida, nutrirla desde el pozo oculto en lo más íntimo de nuestro ser y desde esas relaciones cimentadas por el verdadero amor que se ofrece, que da vida, que reanima.

El desarrollo de nuestra humanidad tiene que ver con la capacidad de conocer y sentir las cosas y las personas en sí mismas. En palabras de Corbí "la humanidad es la capacidad de simpatizar, vibrar y existir con los seres". Sintonizar y estar en la misma frecuencia son temas de urgente solución en un mundo que se mueve velozmente y en el que las cosas suceden de manera vertiginosa.

Para convivir necesitamos marcos comunes de entendimiento, esto nos exige descentrarnos para organizar de manera adecuada nuestra convivencia. La razón individual dificulta este proceso que requiere de una inteligencia social, una inteligencia compartida como señala el filósofo español José Antonio Marina.

La inteligencia compartida es un sistema de relaciones entre seres concretos. En el libro Las culturas fracasadas Marina destaca la interacción como esencia de la sociedad y el papel de la conversación como muestra de  inteligencia social. La conversación supone siempre un intercambio directo de información, no planificado, generalmente en un ambiente de entendimiento cordial, donde cada intervención suscita una respuesta.  El arte de conversar, de pasear por diferentes temas de actualidad, de relacionar la historia con la economía por poner un ejemplo,  de compartir afectos, sentimientos, sueños, aspiraciones […] son sin duda el antídoto de enfermedades actuales como la soledad, la ansiedad, la depresión a la que aluden muchos seres humanos. Necesitamos conversar mirando a los ojos para favorecer la interacción,  el diálogo, la inteligencia compartida, la cercanía, lejos de las prisas, las tensiones que acumulamos. Esta inteligencia compartida sostiene nuestras relaciones humanas y ayuda  al desarrollo de los grupos, de las familias, de los equipos, de las ciudades, de las naciones.  

El capital social de una ciudad nos dirá Marina "es el sistema de normas que rigen la convivencia, el modo de resolver los conflictos, la participación ciudadana para enfrentarse a los problemas y ampliar las capacidades de acción de cada ciudadano, el clima emocional, las asociaciones privadas y las instituciones públicas". El desarrollo de este capital requiere sin duda de la contribución de todos, de la honestidad, del cumplimiento de las obligaciones, de la reciprocidad, en definitiva de la confianza como claro ejemplo de fenómeno compartido.

 

La autora es profesora de la Universidad Iberoamericana Puebla.

Este texto se encuentra en: http://circulodeescritores.blogspot.com















































































































Fuente:

Saludos
Rodrigo González Fernández
Diplomado en "Responsabilidad Social Empresarial" de la ONU
Diplomado en "Gestión del Conocimiento" de la ONU
Diplomado en Gerencia en Administracion Publica ONU
Diplomado en Coaching Ejecutivo ONU( 
  • PUEDES LEERNOS EN FACEBOOK
 
 
 
 CEL: 93934521
Santiago- Chile
Soliciten nuestros cursos de capacitación  y consultoría en GERENCIA ADMINISTRACION PUBLICA -LIDERAZGO -  GESTION DEL CONOCIMIENTO - RESPONSABILIDAD SOCIAL EMPRESARIAL – LOBBY – COACHING EMPRESARIAL-ENERGIAS RENOVABLES   ,  asesorías a nivel nacional e  internacional y están disponibles  para OTEC Y OTIC en Chile

jueves, 26 de junio de 2014

#inteligenciaemocional:

¿Cómo afecta el poder de la mente a nuestras acciones y emociones?

Hablamos con Enrique Jurado, experto en CoachingInteligencia Emocional yProgramación Neurolingüística, sobre cómo una correcta gestión emocional puede llevarnos a alcanzar el éxito personal y profesional.

ELENA SÁNCHEZ   26-06-2014 - 04:46 CET

Votar
Sin interésPoco interesanteDe interésMuy interesanteImprescindible
Imprimir
Enviar


No siempre es fácil gestionar las emociones y los problemas a los que nos enfrentamos diariamente pero, en muchas ocasiones, las inseguridades personales o la falta de determinación a la hora de resolver nuestros conflictos y pensamientos incrementan la insatisfacción personal y la frustración.

El coaching, una técnica en auge en los últimos tiempos, se encarga de la identificación y gestión de los cambios necesarios para que una persona alcance sus sueños y metas. "El valor del Coah es la supervisión de los cambios y la ayuda que se ofrece a una persona para que, mediante la comunicación y la escucha personal, desarrolle una capacidad para comprenderse a sí mismo y sacar a la luz sus mejores recursos" decía Enrique Jurado.

En muchas ocasiones somos nosotros mismos los que ponemos límites a nuestras capacidades y nos conformamos con lo que, a priori, parece que nos ha tocado vivir. El cambio reside en cada uno de nosotros pero, el problema, se encuentra en el miedo a lo desconocido y el vértigo que supone salir de nuestra zona de confort.

El Coaching no ofrece soluciones a todos los problemas pero sí es cierto que, cuando hablamos de los obstáculos relacionados con el conocimiento que tenemos de nosotros mismos, con las inseguridades personales o con la forma en la que nos enfrentamos a nuestra rutina diaria, las técnicas relacionadas con la Inteligencia Emocional ofrecen buenas soluciones. "El problema es que, cuando sentimos mal por las situaciones que pasan fuera, echamos las culpas a los demás. Esto es una forma fantástica de quitarnos la responsabilidad pero a largo plazo esto no tiene ninguna utilidad ya que, de esta forma, no conseguimos gestionar nuestras frustraciones".

Tal vez sea ahora, en un momento donde el stres, la crisis y, en muchos casos, la desesperación están a la orden del día, cuando necesitemos, más que nunca, aprender a gestionar nuestras emociones, enfrentarnos a nuestros problemas con determinación, seguridad y optimismo y conocer las capacidades que tenemos para tomar las riendas de nuestra vida. Técnicas como las que utiliza el coaching, una herramienta en auge en la actualidad, apuestan por ayudarnos a sacar lo mejor de nosotros mismos pero, en el fondo, el cambio reside en uno mismo...


Saludos
Rodrigo González Fernández
Diplomado en "Responsabilidad Social Empresarial" de la ONU
Diplomado en "Gestión del Conocimiento" de la ONU
Diplomado en Gerencia en Administracion Publica ONU
Diplomado en Coaching Ejecutivo ONU( 
  • PUEDES LEERNOS EN FACEBOOK
 
 
 
 CEL: 93934521
Santiago- Chile
Soliciten nuestros cursos de capacitación  y consultoría en GERENCIA ADMINISTRACION PUBLICA -LIDERAZGO -  GESTION DEL CONOCIMIENTO - RESPONSABILIDAD SOCIAL EMPRESARIAL – LOBBY – COACHING EMPRESARIAL-ENERGIAS RENOVABLES   ,  asesorías a nivel nacional e  internacional y están disponibles  para OTEC Y OTIC en Chile

jueves, 19 de junio de 2014

DALAI LAMA Los 10 Ladrones de Tu Energía

Los 10 Ladrones de Tu Energía

| Silvia Chauvin| 18.Junio.2014 |

Vivimos en un tiempo tan agitado que nuestra energía habitualmente se disipa en innumerables tareas y relaciones sin importancia. Tanto que nos quedamos sin energía para emplear en lo que realmente vale.

Por eso me pareció oportuno destacar estas puntos del Dalái Lama que nos permiten identificar y poner en su sitio a los ladrones de energía

 Pero primero me gustaría presentar al personaje. Mucha gente creo que Dalái Lama es el nombre de una persona cuando en realidad es un título.

En principio, Dalái Lama es el título vitalicio, designado por elección religiosa, que le corresponde al dirigente del gobierno tibetano en el exilio y líder espiritual del budismo tibetano.

Quizás te preguntes por qué hay un gobierno tibetano en el exilio, bueno pues porque en 1950 China invadió el Tibet y desplazó su gobierno.

El gobierno en el exilio hace lobby político para la liberación de Tíbet o que al menos goce de mayor autonomía como la de Hong Kong y preservar la cultura tibetana.

Por supuesto Hollywood no se iba a privar de hacer algunas películas sobre esta temática (quizás recuerdes Siete años en el Tíbet o Kundun), y numerosos documentales y programas de televisión.

El actual Dalái Lama es Tenzin Gyatso, nacido el 6 de julio de 1935 y es la 14ava persona en llevar el título, la primera lo hizo en 1391.

En 1989 recibió el Premio Nobel de la Paz, lo que potenció su notoriedad mundial.

En marzo de 2011 el Dalái Lama renunció a los cargos políticos, quedando solo como líder espiritual y religioso. Después  de todo Dalái Lama es traducido generalmente como "océano de sabiduría".

Los 10 Ladrones de Tu Energía

Por el Dalái Lama

1- Deja ir a personas que sólo llegan para compartir quejas, problemas, historias desastrosas, miedo y juicio de los demás. Si alguien busca un bote para echar su basura, procura que no sea en tu mente.

2- Paga tus cuentas a tiempo. Al mismo tiempo cobra a quién te debe o elige dejarlo ir, si ya es imposible cobrarle.

3- Cumple tus promesas. Si no has cumplido, pregúntate por qué tienes resistencia. Siempre tienes derecho a cambiar de opinión, a disculparte, a compensar, a re-negociar y a ofrecer otra alternativa hacia una promesa no cumplida; aunque no como costumbre. La forma más fácil de evitar el no cumplir con algo que no quieres hacer, es decir NO desde el principio.

4- Elimina en lo posible y delega aquellas tareas que no prefieres hacer y dedica tu tiempo a hacer las que sí disfrutas.

5- Date permiso para descansar si estás en un momento que lo necesitas y date permiso para actuar si estás en un momento de oportunidad.

6- Tira, levanta y organiza, nada te toma más energía que un espacio desordenado y lleno de cosas del pasado que ya no necesitas.

7- Da prioridad a tu salud, sin la maquinaria de tu cuerpo trabajando al máximo, no puedes hacer mucho. Tómate algunos descansos.

8- Enfrenta las situaciones tóxicas que estás tolerando, desde rescatar a un amigo o a un familiar, hasta tolerar acciones negativas de una pareja o un grupo; toma la acción necesaria.

9- Acepta. No es resignación, pero nada te hace perder más energía que el resistir y pelear contra una situación que no puedes cambiar.

10- Perdona, deja ir una situación que te esté causando dolor, siempre puedes elegir dejar el dolor del recuerdo.


Saludos
Rodrigo González Fernández
Diplomado en "Responsabilidad Social Empresarial" de la ONU
Diplomado en "Gestión del Conocimiento" de la ONU
Diplomado en Gerencia en Administracion Publica ONU
Diplomado en Coaching Ejecutivo ONU( 
  • PUEDES LEERNOS EN FACEBOOK
 
 
 
 CEL: 93934521
Santiago- Chile
Soliciten nuestros cursos de capacitación  y consultoría en GERENCIA ADMINISTRACION PUBLICA -LIDERAZGO -  GESTION DEL CONOCIMIENTO - RESPONSABILIDAD SOCIAL EMPRESARIAL – LOBBY – COACHING EMPRESARIAL-ENERGIAS RENOVABLES   ,  asesorías a nivel nacional e  internacional y están disponibles  para OTEC Y OTIC en Chile

viernes, 13 de junio de 2014

INTELIGENCIA EMOCIONAL:

¿Inteligencia emocional? – Por José Juan Rivero

junio 13, 2014 | Opinión

Las emociones juegan un papel crucial en nuestro desarrollo como personas, somos por naturaleza seres emocionales, no podemos evitar estar influidos por las mismas en ningún aspecto de nuestra vida, ni cuando afirmamos que somos fríos como témpanos de hielo, ya que nuestro pensamiento, nuestras acciones están tamizadas por una variedad de emociones, sentimientos, deseos y pasiones. Expresar una emoción, forma parte de vida, y nos ayuda a que las demás personas nos conozcan mejor y puedan también comprendernos. El sentir una emoción ante un hecho es una reacción natural del ser humano que nos hace sentir que estamos vivos, además de jugar un papel esencial en nuestra socialización. En nuestro abanico emocional nos encontramos con diferentes emociones básicas, como la Ira, el miedo, el amor, la sorpresa, la tristeza y la alegría, que cumplen una misión de adaptación, favoreciendo nuestra supervivencia en el entorno, nos permiten adaptarnos y reaccionar a diferentes amenazas o estímulos vitales. La manifestación de estas emociones está acompañada por una respuesta física determinada. En muchas ocasiones una mala gestión, por desadaptaciones adaptativas principalmente, nos pueden ocasionar diferentes problemas debido a que nos dejamos dominar o inundar por dichas emociones. Cada persona, a lo largo de su vida, aprende a reaccionar emocionalmente ante una misma situación, algunos pueden reaccionar de una manera intensa y otros de manera tranquila y esto tiene que ver con muchos factores, como la personalidad, la crianza, la cultura, etc. El saber cómo expresarlas requiere que seas capaz de gestionarlas, canalizarlas, interpretarlas y darle una forma de expresión adecuada. La inteligencia emocional es una fortaleza humana que nos permite percibir, valorar y expresar emociones con exactitud, esa habilidad que nos permite acceder y generar sentimientos que faciliten el pensamiento; que nos ayuda a comprender las emociones a conocerlas y al mismo tiempo nos da la capacidad de regular dichas emociones facilitando nuestro crecimiento emocional e intelectual. La vivencia emocional produce en nosotros reacciones negativas y positivas que nos ocasionan dificultades tanto a nivel personal como en nuestras relaciones con los demás. Quitándonos en ocasiones fuerza y vitalidad para continuar con nuestras actividades diarias. Sin embargo, el conocimiento adecuado de las mismas: su expresión, su interpretación y su derivación nos permiten aumentar nuestro bienestar. Pero además cuando potenciamos en nuestra vida las emociones positivas, ampliamos nuestro campo de posibilidades, volviéndonos más reflexivos, creativos y optimistas, lo que nos permite transformar nuestra realidad personal, mejorando nuestro bienestar, lo que nos hace sentirnos más felices.

Fuente:

Saludos
Rodrigo González Fernández
Diplomado en "Responsabilidad Social Empresarial" de la ONU
Diplomado en "Gestión del Conocimiento" de la ONU
Diplomado en Gerencia en Administracion Publica ONU
Diplomado en Coaching Ejecutivo ONU( 
  • PUEDES LEERNOS EN FACEBOOK
 
 
 
 CEL: 93934521
Santiago- Chile
Soliciten nuestros cursos de capacitación  y consultoría en GERENCIA ADMINISTRACION PUBLICA -LIDERAZGO -  GESTION DEL CONOCIMIENTO - RESPONSABILIDAD SOCIAL EMPRESARIAL – LOBBY – COACHING EMPRESARIAL-ENERGIAS RENOVABLES   ,  asesorías a nivel nacional e  internacional y están disponibles  para OTEC Y OTIC en Chile

#bullyngescolar Educar en inteligencia emocional contribuye a erradicar el bullying

Educar en inteligencia emocional contribuye a erradicar el bullying

Autor:  Publicado el día: junio 13, 2014 | comment : 0 comentarios
Nota del Editor: El siguiente artículo fue escrito por el doctor Víctor Reynoso Angulo, doctor en Ciencias Sociales, con especialidad en Sociología, por el Centro de Estudios Sociológicos de El Colegio de México.
Se desempeña como profesor investigador de tiempo completo en el Departamento de Relaciones Internacionales y Ciencia Política, en la Universidad de las Américas Puebla (UDLAP).

IMM-bullying_0042El bullying escolar, laboral o de cualquier tipo, es un problema con muchas causas. Una de ellas es el mal manejo de las propias emociones y la insensibilidad hacia las ajenas. Es decir, es en buena medida una cuestión de inteligencia emocional. El acoso a los demás, el causarles sufrimiento y malestar, es una expresión del propio malestar emocional y de la incapacidad para manejarlo.

Desde que en los años noventa se empezó a hablar, con sólidas bases científicas, de inteligencia emocional, las investigaciones y la difusión del tema se han incrementado notablemente. Y también los intentos de educar este tipo de inteligencia, básicamente en los países conocidos como desarrollados. Esfuerzos que todavía están en pañales, pero ya hay algo. Y se ha demostrado que la educación en las emociones sí contribuye a disminuir el bullying.

Habría que empezar, como siempre, con la educación de los maestros. ¿Cuántos de nuestros docentes, en los diversos niveles educativos, saben lo que es la inteligencia emocional? ¿Cuántos saben que es algo que se puede educar? ¿Cuántos conocen los métodos para hacerlo? Las respuestas a estas preguntas, darían porcentajes bajísimos, quizá cercanos a cero.

Y es que el problema de la educación emocional (y social: implica no sólo el manejo de las propias emociones, sino la capacidad de relacionarnos con las emociones de los otros) no está ni siquiera agendado en nuestro país. Algunos ignoran el tema, otros lo consideran ridículo: en un país donde muchos pasan hambre, o donde muchos llegan a la universidad sin leer y escribir correctamente, el manejo de las emociones simplemente pasa inadvertido.

01EscSecConstitucioìn1917SnRamoìn23Pero el manejo emocional es una necesidad básica, apenas por encima de las necesidades meramente materiales. Y tiene que ver con la capacidad de satisfacer necesidades de otro tipo o nivel. Si todos los estudiantes mejoraran su inteligencia emocional, desde los primeros años de su educación, su desempeño en otras materias mejoraría sustancialmente.

Como han escrito los investigadores Marc A. Brackett y Susan E. Rivers, "las emociones están en el corazón del bullyingY en el corazón de nuestras actividades más importantes. Educarlas debe estar en el centro de la agenda pública del país".

victorm.reynoso@udlap.mx
Fuente:

Saludos
Rodrigo González Fernández
Diplomado en "Responsabilidad Social Empresarial" de la ONU
Diplomado en "Gestión del Conocimiento" de la ONU
Diplomado en Gerencia en Administracion Publica ONU
Diplomado en Coaching Ejecutivo ONU( 
  • PUEDES LEERNOS EN FACEBOOK
 
 
 
 CEL: 93934521
Santiago- Chile
Soliciten nuestros cursos de capacitación  y consultoría en GERENCIA ADMINISTRACION PUBLICA -LIDERAZGO -  GESTION DEL CONOCIMIENTO - RESPONSABILIDAD SOCIAL EMPRESARIAL – LOBBY – COACHING EMPRESARIAL-ENERGIAS RENOVABLES   ,  asesorías a nivel nacional e  internacional y están disponibles  para OTEC Y OTIC en Chile

viernes, 16 de mayo de 2014

Inteligencia emocional, su papel decisivo para alcanzar el éxito

Inteligencia emocional, su papel decisivo para alcanzar el éxitoInteligencia emocional, su papel decisivo para alcanzar el éxito


Tradicionalmente la sociedad ha vinculado el éxito con la inteligencia cognitiva, pero a efectos prácticos la realidad nos indica todo lo contrario. Quizá en cierta ocasión nos hemos preguntado cómo aquel compañero de clase que parecía algo torpe ha prosperado luego en la vida mientras que otro con un cociente intelectual elevado se perdió por el camino sin llegar a concretar nada.

Más allá de una cifra, nuestra capacidad de supervivencia, el modo en que orientamos la faceta personal y profesional parece un aspecto decisivo. Pues aunque la inteligencia pura no deja de ser importante ésta requiere un enfoque global tal y como apuntó el filósofo Platón "todo aprendizaje tiene una base emocional".

Lo que hoy llamamos "inteligencia emocional" (EQ) gana enteros en un mundo donde cada vez estamos más interconectados de forma compleja. En términos coloquiales esta inteligencia de la calle nos permite manejar con acierto los conocimientos adquiridos, gestionar en armonía las emociones tanto las propias como las de los demás.

"Lo que tiene la inteligencia emocional es que te hace creer más confiado, bueno en la lucha por tus objetivos, adaptable y flexible. Te recuperas más pronto del estrés y eres resilente" expresa el psicólogoDaniel Goleman, quien de acuerdo a su experiencia en enfoque cognitivo categoriza cinco componentes de la inteligencia emocional: la autoconciencia, autorregulación, motivación, habilidades sociales y  empatía.

Podemos destacar en algunas de estas áreas y ser deficiente en otras, lo importante es que tenemos el poder de mejorar. De momento si quieres averiguar cuán emocionalmente inteligente eres  no te pierdas los 14 signos que  revelan un alto EQ.

1.    Sientes curiosidad por la gente que no conoces: en caso afirmativo posees un cierto grado de empatía. La gente altamente empática (HEPS) son sensibles a las necesidades del resto por lo que sus emociones pueden resonar como propias, son muy curiosos acerca de los extraños e interesados en aprender de los demás.

2.    Eres un gran líder: además de poseer talento, una sólida ética de trabajo y ambición, los líderes también gozan de  un alto grado de inteligencia emocional. Según la investigación de Goleman encontró que cerca del 90 por ciento de los altos perfiles de liderazgos se debían a la inteligencia emocional en vez de la capacidad cognitiva.

3.    Conoces tus fortalezas y debilidades: la autoconciencia propicia una mayor honestidad con uno mismo. Una persona con esta cualidad aprende a identificar las áreas de fortaleza y debilidad, y cómo trabajar más eficazmente para salvar los obstáculos.

La propia aceptación genera una fuerte confianza,  entre otras cosas, porque no estamos pendientes de la comparación.

4.    Sabes cómo mantener el nivel de atención: la capacidad de concentración en el trabajo o al realizar determinada tarea nos permite evitar las distracciones y perseguir el fin con tesón. El desarrollar este factor durante la infancia puede significar en un futuro el éxito financiero o fructíferas relaciones familiares.

5.    Cuando estás molesto sabes el porqué: a menudo las emociones se asemejan a una montaña rusa por su constante fluctuación. A lo largo del día podemos pasar de la ira al llanto y sin embargo un aspecto importante es reconocer cuando empezamos a recibir dichas emociones, examinar su efecto para evitar así el colapso.

6.    Puedes llevarte bien con la mayoría de gente: porque  eres tolerante al resto de mentalidades y prefieres ver lo que te une  a las personas en lugar de lo que te  separa.

7.    Te preocupas por ser una buena persona: aunque en ocasiones la bonhomía se relegue a un papel secundario, bien debiera ser una de las máximas prioridades. La "identidad moral", el cuidado de las personas es inherente a la creación del EQ.

8.    Te tomas tiempo para reducir el ritmo y ayudar a los demás: el pararnos en la vida contribuye a distanciarnos de los propios problemas y prestar atención a los demás.  A menudo vivimos con tal estrés que dejamos de ser conscientes de las necesidades de la gente que nos rodea. La abstracción total nos aleja de la empatía y compasión.

9.    Eres bueno en la lectura de expresiones faciales de las personas: entender el lenguaje no verbal nos aproxima a los sentimientos de los otros, incluso aquellos que no son revelados de forma consciente.

10.    Después de caer, inmediatamente intentas levantarte: cuando una persona emocionalmente inteligente experimenta un  contratiempo es capaz de recuperarse de forma relativamente rápida.

Esto se debe en parte la autoconciencia de las emociones negativas evitando que nos desborden, luego proporciona un cierto colchón y trabajo de la capacidad de resistencia.

11.    Detectas con facilidad qué tipo de persona tienes delante: tus intuiciones rara vez fallan por lo que siempre tienes una idea aproximada acerca de la personalidad del interlocutor.

12.    Confías en tu instinto: una persona emocionalmente inteligente es alguien que se siente cómoda siguiendo su intuición. A menudo los primeros instintos cobran más fuerza que la razón tan solo hay que escuchar esa voz interior.

13.    Te automotivas sin necesidad de un agente externo: la ambición unido al trabajo forman parte de tu ADN por lo que puedes enfocar tu atención y energía en la búsqueda de nuevos objetivos.

14.    Sabes decir "no": la autorregulación favorece la disciplina y evita caer en hábitos poco saludables. El saber aquello que nos conviene o no sin la necesidad de una constante aprobación.

Cristina Grao Escorihuela
Redacción

Fuente:

Saludos
Rodrigo González Fernández
Diplomado en "Responsabilidad Social Empresarial" de la ONU
Diplomado en "Gestión del Conocimiento" de la ONU
Diplomado en Gerencia en Administracion Publica ONU
Diplomado en Coaching Ejecutivo ONU( 
  • PUEDES LEERNOS EN FACEBOOK
 
 
 
 CEL: 93934521
Santiago- Chile
Soliciten nuestros cursos de capacitación  y consultoría en GERENCIA ADMINISTRACION PUBLICA -LIDERAZGO -  GESTION DEL CONOCIMIENTO - RESPONSABILIDAD SOCIAL EMPRESARIAL – LOBBY – COACHING EMPRESARIAL-ENERGIAS RENOVABLES   ,  asesorías a nivel nacional e  internacional y están disponibles  para OTEC Y OTIC en Chile